Temas

LOS VENCEDORES


Máscara de oro encontrada en la zona Tumbal B’ en Micenas. Los arqueólogos la denominaron ‘La máscara de Agamenón’ aunque se desconoce a quién representa.
(Museo Arqueológico de Atenas)

Los vencedores griegos partieron hacia sus destinos de origen dejando la ciudad de Troya destruida.

La tripulación de Ayax Oileo, hijo del rey de los locrios, naufragó. La diosa Atenea castigaba de esta forma al salvaje que violó a Casandra, hija del rey Príamo de Troya. Pero… Ayax Oileo logró sobrevivir llegando a un peñasco donde exclamó: ¡Me he salvado a pesar del poder de los dioses! El dios del mar escuchó y con su tridente hundió la roca.

Luego de incendiada la ciudad de Troya, Idomeo, rey de Creta, se embarcó con sus hombres y ante el peligro de un naufragio, rogó al dios del mar –Neptuno/Poseidón- para que lo salvara, prometiéndole inmolar a la primera persona que apareciera ante su vista al pisar tierra firme en Creta. Sus deseos fueron cumplidos… pero… quién le sale al encuentro es su propio hijo. Como enloquecido, lleno de espanto, clava la espada en el pecho de su hijo. Ante la indignación del pueblo se esconde en uno de sus barcos y se hace a la mar, llegando a las costas de Calabria-Italia, donde fundó la ciudad de Salento.

El rey de Pilos, el anciano y sabio Néstor había perdido en la Guerra de Troya a su buen hijo Antíloco. Regresó sano y salvo a su hogar donde permaneció hasta su muerte, siempre muy querido y respetado por todos.

Ulises-Odiseo, demoró diez largos años en llegar a su tierra.

Veamos ahora, qué ocurrió con los átridas, los hermanos que reinaron en Micenas y Esparta. (Léase: Agamenón y Menelao).
Agamenón partió de Troya con un muy valorado botín de guerra: Casandra, hija de Príamo. Como ya lo hemos señalado en el documento titulado: ‘Héctor. El linaje del noble héroe troyano’, Casandra, poseía el don de la adivinación y sabía cuál sería el desenlace de Agamenón y de su propia persona, pero, como nadie creía en sus vaticinios no se molestó en hablar.

Egisto empeñado en destruir a los átridas para vengar el sufrimiento a que fue sometido su padre (Léase: Agamenón y Menelao), aprovechó la larga ausencia de Agamenón enamorando a su esposa Clitemnestra.

Ante esta situación, Electra - hija de Agamenón y Clitemnestra- envió a su hermano Orestes a la corte de su tío Estrofio, rey de los focenses. Orestes fue admitido como un hijo y educado de igual forma que su primo Pílades.

Cuando Agamenón retornó a palacio, su esposa Clitemnestra lo recibió con honores. En el momento en que se tomaba un baño junto a Casandra apareció Egisto quien mató a ambos.

1 2 3

Regresar a Temas - Inicio